Fuerte repudio internacional a la ruptura del orden constitucional en Venezuela

Internacionales 31 de marzo Por
Perú retiró su embajador de Caracas y legisladores de Costa Rica y Bolivia pidieron tomar medidas similiares a sus gobiernos. Dirigentes y líderes políticos cuestionaron la disolución de la Asamblea Nacional venezolana por parte del Tribunal Supremo de Justicia.
58dd7f1415108costarica

Después de que Nicolás Maduro disolviera la Asamblea Nacional y de que el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ)asumiera las competencias legislativas, líderes y dirigentes políticos del mundo repudiaron los cambios institucionales en Venezuela. Algunos expresar se mostraron en contra de las medidas del presidente boliviarianos y otros retiraron sus delegaciones diplomáticas.

El presidente Mauricio Macri recibió a Lilian Tintori, la esposa de Leopoldo López, el dirigente opositor detenido hace más de un año en Venezuela. En la reunión, Tintori explicó que en su país "también va a llegar el cambio" y pidió que se adelanten las elecciones generales. "En Venezuela vivimos una dictadura", dijo.

Brasil también expresó su repudio a la situación que enfrenta el país caribeño. Por medio de un comunicado de la Cancillería, el gobierno de Michel Temer repudió "la sentencia del TSJ de Venezuela que le retiró a la Asamblea Nacional sus prerrogativas, en una clara ruptura del orden constitucional".

A través de una nota oficial del Departamento de Estado, el gobierno de Donald Trumpconsideró un "grave retroceso para la democracia" la decisión del máximo tribunal de justicia venezolano. Además, Washington condenó "la decisión de usurpar los poderes de la Asamblea Nacional democráticamente electa", de mayoría opositora, y pidió al gobierno venezolano que le permita al Parlamento "ejercer sus funciones constitucionales, realizar elecciones tan pronto como sea posible y liberar de inmediato a presos políticos".

Desde su cuenta de Twitter, el presidente de Perú, Pedro Pablo Kuczynski, publicó un extenso comunicado para condenar la situación que vive el país de Simón Bolivar. "La decisión adoptada por el Tribunal Supremo de Justicia el 27 de marzo, que otorga al presidente de Venezuela facultades que corresponden constitucionalmente a otros poderes del Estado, es un flagrante quebrantamiento del orden democrático de ese país", escribió el mandatario.

Además de las declaraciones de Kuczynski, el gobierno peruano retiró su embajador de Venezuela. Una medida similiar adoptó la Asamblea Legislativa de Costa Rica y senadores de Bolivia que le pidieron a sus respectivos presidentes que retiren las máximas autoridades diplomáticas de ese país. Por su parte, el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, denunció que lo ocurrido en Venezuela fue un "autogolpe de Estado".

Te puede interesar